Por El Cinebar / @El_Cinebar

Amy Winehouse es sin duda uno de los referentes más importantes en la música y cultura del siglo XX. Pero también es una trágica historia de autodestrucción llevada al límite y aderezada con excesos colectivos. Su talento natural para interpretar jazz se hace notorio desde la primera secuencia de Amy: The Girl Behind the Name, en la que canta un happy birthday a una amiga a los 16 años, hasta sus últimos momentos de vida saturada de fama y compromisos.

El talento natural de Amy para la interpretación y su carisma dentro y fuera del escenario la hacen un ser muy especial; uno cargado con la contradicción de un enorme poder creador y al mismo tiempo autodestructivo; uno con una enorme belleza e iluminación que se disciplina desde muy joven para destruirse de a poco, mientras se entrega como una verdadera alma de jazz a su voz y sentimientos.

Amy The Girl Behind the Name poster

Pocas veces somos testigos de momentos tan íntimos de ciertos personajes cargados con una energía avasallante. Gracias a grabaciones caseras de la misma Amy, y sus amigos y familiares, descubrimos momentos muy cotidianos alrededor de un ser que terminó sucumbiendo al acoso de las cámaras de los medios voraces que hacen del chisme y el cotilleo su principal contenido.

También somos testigos de sus relaciones más cercanas, desde sus mejores amigas hasta su desenfrenado esposo, dos años de un matrimonio civil en el que las drogas duras y la mutua destrucción son el ingrediente para estar juntos buscando literalmente que la muerte los separe. Una relación tormentosa pero desafiante que sólo la cárcel pudo separar.

Amy es un alma de jazz, de sentimientos y música, pero nadie le avisó de los peligros de la fama y no se preparó para tal presión. Solamente hacía lo que podía para soportarlo, sobre todo refugiándose en las drogas y en el alcohol para sobre llevarlo y sobrevivir.

El documental de Amy está los miércoles 10, 17 y 24 de febrero en El Cinebar la cita es a las 8 de la noche al precopeo y 8:45 función, en Michoacán 121 Col Condesa (Bar Linneo) reservando a través de las redes sociales de El Cinebar. Los wiskis y las cervezas son el mejor lubricante para que el cerebro disfrute de esta pieza documental y gocemos de la presencia en imagen de Amy Winehouse y  la escuchemos en una pista sonora alucinante y portentosa. Una historia dura para traer al presente a un ser extraordinario y necesario para la humanidad.

Otro trabajo deslumbrante que hay que disfrutar en la salas de cine es la extraordinaria Mustang: Belleza Salvaje traída a México por el ojo inigualable de la distribuidora Cine Caníbal y que como Amy también está nominada al Oscar, véanlas antes de la premiación para que disfruten ambas propuestas, seguramente saldrá extasiado y feliz.

Editor Yaconic

Editor Yaconic

forever alone fest II entrada
Previous post

GANA PASES PARA EL FOREVER ALONE FEST II

agnos-entrada
Next post

AGNOSTISMO EN LA DOCTORES