Descubrí Black Mirror por culpa de una navegación errónea en Netflix al buscar películas de ciencia ficción, no veo muchas series y siempre que estoy buscando algo, mi hermana Gara está pegada a mí opinando sobre lo que “vamos a ver”. Sin darnos cuenta ya habíamos terminado las dos primeras temporadas y estábamos fascinadas, en cuanto salieron las otras dos las vimos al hilo y tuvimos una discusión un tanto weird sobre los mejores y los peores capítulos.

  1. El momento Waldo. T02/E03

Los ronquidos de mi hermana nos llevaron a creer que este es el peor capítulo de la serie. Su historia es muy poco verosímil, nunca terminamos de congeniar con su protagonista y tampoco con esta “botarga virtual” que termina por aburrir. Sin duda era un buen tema, pero el desarrollo escueto terminó por posicionarla al final de la lista.

 

  1. Vuelvo enseguida. T02/E01

Vuelvo enseguida tenía potencial para ser un mucho mejor capítulo, pero todos los planes que promete se quedan lastimosamente a la mitad como la nostalgia. Además, el hecho de hacer un androide don el recuerdo de una persona resulta atractivo pero el tratamiento que hace de él lo reduce a un simple altar a su memoria. No lleva las situaciones hasta las últimas consecuencias proponiendo un final desabrido que fastidia.

  1. Odio nacional. T03/E06

El último episodio de la tercera temporada no alcanzó el nivel de ella. Nos presenta una idea de concientización en cuando al lanzamiento de odio en redes sociales que no se logra. Un policial poco atractivo en el que el culpable no es importante, mientras que también se olvida el proceso de las pistas en las que ninguna es concluyente del todo. Gara rescató el detalle de que las abejas están extintas, lo cual es un buen punto límite en cuanto a distopía tecnológica se refiere; se crea una alternativa para la polinización que funciona muy bien como arma homicida, pero se cae al buscarle un autor intelectual.

  1. Crocodile. T04/E03

Tal vez el capítulo más prometedor en los tráilers donde se descubre una serie de asesinatos mediante el pretexto de un sistema que recupera una especie de feedback de los recuerdos visuales. Sin embargo, esta tecnología deja mucho que desear visualmente, ya que presenta al sistema con una pantalla por completo arcaica y que sólo está al servicio de instituciones, en este caso una aseguradora, lo que dista mucho de nuestro presente en el que los gobiernos ya son pioneros en espionaje virtual. Por otra parte, crea una buena tensión al salirse todo de control, pero se resuelve de una manera muy escueta que nos deja con un mal sabor.

  1. Arkangel. T04/E02

“¡Muy mal, Arkangel!” decíamos las dos al posicionarlo en el lugar quince de nuestra lista. Y es que le teníamos mucha fe por el tráiler y el sistema que permite a los padres controlar todo lo que sus hijos viven, pero nos decepcionó rotundamente al darnos una historia muy simple en la que la madre obsesiva pierde la cabeza al ver a su hija adolescente tener sexo y drogarse; nosotras esperábamos más de una chica que ya traía problemas psicológicos a raíz de la excesiva censura por parte de su madre. Además de que nos queda a deber por el lado tecnológico porque nos pone una tableta enorme especial para el uso de la aplicación cuando nos tenía acostumbrados a destellos puros de ciencia ficción formidables en capítulos anteriores.

  1. USS Callister. T04/E01

 Debo admitir que USS Callister nos tuvo al borde del asiento hasta el final, tiene muy buena tensión, nos gustó la parodia de StarTrek y el nerd traumado que va a desahogarse de su mundo nefasto con los avatares de sus compañeros de oficina nos hizo sentirnos identificadas. El problema vino al compararlo con otros capítulos de la serie, pues además de tener huecos en la trama, le falta trascendencia en el mundo real.

  1. Black museum. T04/E06

Es el segundo capítulo antológico de la serie (después de Blanca Navidad) en el que podemos ver varias cápsulas que se relacionan con una historia central. Aunque en esta ocasión tienen un resultado menos afortunado que en el primer intento, tiene muy buenos momentos. Tiene su buena dosis de tecnología, los personajes nos llevan de la mano en el camino de la curiosidad para soltarnos en un giro de premeditación. Sin embargo, una parte chocante es la primera historia dentro de esta serie que se relaciona de manera casi nula con el eje de la historia. Coincidimos en que esa historia daba para un capítulo aparte, aunque no dejó de emocionarnos como buenas fans con el recuento de referencias a otros capítulos.

  1. El hombre contra el fuego. T03/E05

Este capítulo lo veníamos arrastrando desde muy abajo en el top porque cuando lo vimos por primera vez fue casi al final de un maratón de la tercera temporada que es como siempre vemos la serie, por lo que no nos impresionó mucho; pero sorpresivamente se defendió muy bien. Las razones: es mucho más oscura de lo que imaginábamos, hace críticas muy buenas al racismo, la insensibilidad del ejército y el adoctrinamiento de la sociedad entera, por supuesto, todo al estilo Black Mirror.

  1. Metalhead. T04/E05

Habíamos visto antes videos de los robots llamados Big Dogs en internet, por eso verlos matando cual cliché de asesino de película de terror nos hizo estremecer. Sin embargo, no terminamos de digerir a gusto Metalhead, pues a pesar de que visualmente es hermoso, nunca comprendimos el exceso de personajes que sólo confundía y percibimos un tanto absurdo el hecho de arriesgar la vida por juguetes que si bien servían para rescatar un poco de humanidad en esa realidad apocalíptica, “el ser humano se distingue por su adaptabilidad en cualquier situación, así que yo no me creí que todo fuera por ositos”, decía Gara.

  1. Quince millones de méritos. T01/E02

No hay mejor referencia a Un mundo feliz de Aldous Huxley que este capítulo, la sociedad avanzada al borde de la simpleza tanto de necesidades como de actividades, un pequeño intento de rebelión, el entretenimiento de masas y hasta la sumisión líquida que beben los personajes como el soma. Incluso nos regala uno de los elementos más lindos de Black Mirror que es la canción de Irma Thomas, Anyone who knows what love is (will understand) que ya se volvió un recordatorio imborrable de la serie por ser tétrica, nostálgica y tierna a la vez.

  1. San Junípero. T03/E04

Mi entusiasmo por San Junípero y la aversión de mi amargada hermana por cualquier alusión al romance nos hizo agarrarnos del chongo como cuando niñas al elegir la película que veríamos. Por un lado, ella me decía que no se trata más que de un cementerio de la nostalgia en el que sólo quedan las palmaditas en la espalda a los fallecidos (que ya es una idea muy buena por lo depresiva que es), pero por su parte, en el mundo del #LoveIsLove es un logro que la historia no girara en torno a la homosexualidad, la normaliza y pasa de largo para centrarse en una relación real aderezada con una infinita ternura.

  1. Partida. T03/E02

Con Partida nos adentramos en una historia trágica en la que un videojuego de realidad aumentada promete mostrar los peores miedos a través de un escaneo cerebral. Comienza haciendo saltar al protagonista (y al espectador) con sustos más bien tradicionales, Gara y yo quisimos ponernos a tono diciendo lo que podría asustarnos allí, pasamos de fantasmas a morir entre las vías y un tren, pero aun así no pudimos decir cuál era en verdad nuestro mayor temor, porque es entonces que el verdadero juego empieza, con los terrores más grandes del ser humano, los psicológicos.

  1. Oso blanco. T02/E02

El ritmo de este episodio estresa de principio a fin, primero por la frenética necesidad de escapar de la protagonista que contagia la desesperación y el miedo y después da un giro totalmente inesperado en el que debemos replantearnos la historia. Se siente una buena crítica a los realityshows y al morbo en general, Pero sí tiene detalles que llegan a rayar en lo inverosímil.

  1. Blanca Navidad. T02/E04

Esta es una serie de historias que sí nos gustó, porque logran atar cada uno de sus cabos para crear la unidad que le faltó a Black museum. Aborda temas interesantes en cada una de las historias, no obstante, el que se encarga de cerrar la circularidad de la trama es el del bloqueo personal y físico como estar marcado de por vida.

  1. Caída en picada. T03/E01

Frecuentemente, me desahogo con Gara diciendo que pasar tanto tiempo en redes sociales me causa ansiedad, y es que ver tantos perfiles de gente que parece perfecta y que tiene todo eso que a mí me cuesta tanto conseguir, es desgastante. Es por eso que Caída en picada nos llega tanto, no sólo a nosotras dos, sino a todos aquellos que se vieron reflejados en Lacie haciendo hasta lo imposible por conseguir estrellas (nuestros likes) que la llevarían a conseguir privilegios que ya gozaba la gente que ella idolatraba en esas redes.

Es un episodio que trata de manera fenomenal el extremo tan escalofriante al que nos estamos precipitando, pues es un mundo donde no tiene importancia ser sincero consigo mismo, ya que como bien lo trata la serie, todos ellos no son más que fracasados sociales.

  1. Cállate y baila. T03/E03

Cuando terminamos de ver Cállate y baila mi hermana y yo nos miramos con la misma expresión de terror en el rostro. Claramente el de este episodio es de los finales más oscuros de la serie, te lleva al borde de la locura durante toda la trama en la que varias personas son chantajeadas por hackers que amenazan con sacar a relucir información incriminatoria de cada uno de ellos. El miedo que transmite la historia es el temor a ser etiquetado a causa de ese secreto, en cuyo caso se desencadenarían todas las consecuencias de ello. Llegando a este punto, le decía a Gara que todos tenemos algo que ocultar, empezamos a repasar ciertas cosas vergonzosas que ambas conocemos de la otra, pero ninguna se animó a decir exactamente cuál sería ese secreto.

  1. El himno nacional. T01/E01

Es una historia muy completa refiriéndose a extremos y escarnio social. El secuestro de la princesa del Reino Unido, representante de valores de todo un pueblo, es lo que da pie a la gran presión sobre el primer ministro por parte de toda la población, pues el secuestrador ha exigido que mantenga relaciones sexuales con un cerdo en televisión nacional para poder salvarla. Es la carta de presentación de la serie que nos atrapa desde allí y nos deja la vara alta para lo que habría de venir.

  1. Hangthe DJ. T04/E04

“No te gusta HangtheDJ por amargada, admítelo, todo funciona.” Lo que los protagonistas se preguntan a la mitad del capítulo, todos lo hemos hecho también, creemos que estamos dando vueltas entre parejas sin razón alguna y es bello cómo Black Mirrorpudo plasmarlo tan fielmente, no tiene sentido porque las relaciones de pareja en sí no lo tienen, incluso esto lleva muy ad hoc la fría pero justa frase que escuchamos repetirse: “Todo pasa por una razón”.

Lo cierto es que no tiene peros, tiene buena historia, una representación de la programación y la probabilidad muy clara y un sublime tratamiento del tema de las relaciones. Fue precisamente ese esmero por los detalles lo que irritó a mi hermana, ya que los capítulos de relaciones son perfectos o casi, mientras que los otros siempre tienen algún pormenor. “¡No soy amargada, soy crítica!” Sea como fuere, ninguna de las dos puede hasta la fecha no estremecerse al escuchar el coro de Panic de The Smiths.

  1. Toda tu historia. T01/E03

El mejor capítulo es el que enmarca todo lo que representa Black Mirror, por medio de la obsesión, que tal vez sea el tema no sólo del capítulo sino de toda la serie, el protagonista se va sumergiendo en sus propios temores e inseguridades que a la larga lo llevan a un estado de absurdo que termina por explotar y lo hacen perder todo.

Nos recordó las veces que hemos tenido que dejar el celular en silencio para evitar mirarlo cada cinco minutos. Es esta obsesión el motor para la paradoja tecnológica en la que adquirimos constantemente conocimiento y lo tratamos de usar para un bien propio, sin embargo, cuando se le da una aplicación diferente, el resultado cambia.

Toda tu historia es esa advertencia de lo que podría pasar si utilizamos las herramientas que tenemos para fines oscuros, pues ya sea en este o en otro tiempo, las personas seguirán mintiendo, minimizando detalles por comodidad en pareja, engañando; pero cuando una herramienta ayuda a afrontar eso cada vez más profundamente, es cuando todo se cae y entramos en el daño de saberlo todo.

Te puede interesar:

DOCUMENTALES NOMINADOS AL OSCAR QUE PUEDES VER EN NETFLIX

ALIAS GRACE: MÁS ALLÁ DE LA OLA FEMINISTA MODERNA

HEROÍNA(S): MUJERES QUE TRANSFORMAN SU MUNDO

Citlalmina Guadarrama

Citlalmina Guadarrama

Previous post

JAMES NACHTWEY: TESTIGO DE LA BARBARIE HUMANA

Next post

ROBIN EISENBERG DIBUJA MUJERES INTERGALÁCTICAS EN UN MUNDO PARALELO