Por Staff Yaconic / @Yaconic

Al igual que en ediciones anteriores, la constante de Bestia ha sido la música experimental, los sonidos arriesgados que no necesariamente encajan en algún género en específico. La apuesta por encima de la comodidad en una oferta que crece en masa, pero no en consistencia.

Como habíamos contado por acá, la cuarta tormenta bestial se ha cocinado en conjunto con Aural, otro de los festivales con mayor propuesta en el mex side. El gran acto musical correrá a cargo de Godflesh —legendaria banda inglesa de metal industrial formada en 1988 por Justin Broadrick y G. C. Green—, este 3 de diciembre en el Lunario de la Ciudad de México.

godflesh-festival-bestia-1

Godflesh.

Godflesh ha dejado marca dentro de la música underground con un par de álbumes, Streetcleaner (1989) Pure (1992), grabados en baja fidelidad. Su discografía va más allá, y su material es pesado como metal de herrero maestro. Su innovador sonido es considerado como una influencia fundamental en el metal industrial y en el post-metal.

Los ingleses compartirán escenario con Simulacrum, trío de órgano que difícilmente podrás volver a ver en vivo. Tan complicado como tratar de clasificar su música: bases de metal, jazz, minimalismo, atonalidad y ruido.

La apertura del telón estará a cargo de Clerc, banda avant-garde de Filadelfia. Las influencias de Cleric son los pioneros del metal Meshuggah, Converge, Fântomas y Neurosis, y se les reconoce por sus aproximaciones experimentales a géneros como el grindcore, doom y metal avant-garde.


Échale ojo a las redes sociales de Bestia para los detalles de la programación y los boletos. También a nuestra CRÓNICA del año pasado.

Editor Yaconic

Editor Yaconic

Revista de arte y cultura

Previous post

LA BESTIA EN CELULOIDE: CINE CONCIERTO DE GEORGES MÉLIÈS

Next post

CARMEN FIGUEROA, ESENCIAS TRASMUTADAS: DOS VISIONES