Por Staff Yaconic

Alguna vez nos hemos alucinado (o hemos conocido a alguien) comprando e intercambiando estampas para coleccionarlas en un álbum. Éste fue uno de los primeros juegos para los niños desde las primeras décadas del siglo pasado, con las clásicas tarjetas de béisbol o de futbol coleccionables que tenían la imagen e información de equipos y jugadores.

En 1985 ese concepto cambió con la llegada de las Garbage Pail Kids (La Pandilla Basura), serie de cromos creadas por los dibujantes Art Spiegelman y Mark Newgarden junto al diseñador artístico John Pound de Topps, empresa estadunidense famosa por la creación de tarjetas de béisbol, de hockey y tarjetas comerciales desde los años treinta.

kid-2 kid-3 kid-1

Las Garbage eran una parodia y sátira a las regordetas muñecas Cabbage Patch Kids, que tuvieron su auge comercial en la década de los 80. Cada tarjeta de las Garbage ilustraba a niños anormales obesos, apestosos, con mocos, sangre, tripas de fuera, vómito, alcohol y excesos. Los personajes tenían sus propios nombres inspirados en las Cabbage, y su humor negro y su delirante diseño convirtieron a los cromos en un objeto de culto.

El éxito fue tal, que se extendió a otros países donde se reeditaron las series en sus  respectivos idiomas. Finlandia, Japón, Alemania, Australia, Italia, Israel, España, Rusia, Suecia, Reino Unido, Argentina, Brasil, Colombia, Chile y Perú tuvieron sus propias tarjetas. A México, país en el que está prohibido importar o exportar este tipo de tarjetas, las Garbage llegaron de manos de coleccionistas y algunas se exhiben en el Museo del Juguete Antiguo (Mujam).

kid-6 kid-4 kid-5

Los cromos causaron revuelo por el alto contenido de violencia que mostraban y fueron prohibidos en algunas escuelas de Estados Unidos. Además, en 1988 Topps fue demandada por Coleco, la firma que producía las Cabbage, debido a una violación de derechos de marca. Xavier Roberts, supuesto creador de las Cabbage, alegó una violación de marca. Hoy se sabe que él no fue el diseñador original, sino que robó la idea a la artista Martha Nelson Thomas.

En total, sólo se produjeron 15 series de tarjetas, un total de 622 figuritas, más una serie B. En 1998, luego de que las ventas disminuyeran, entre otras cosas, por el rediseño que tuvieron los personajes debido a la demanda de Coleco, las imágenes se dejaron de producir, y no sería hasta 2003 cuando Topps anunció el regreso de la serie.

kid-9 kid-7 kid-8

Los Garbage Pail Kids también tienen su película. Se estrenó en 1987 pero no tuvo el éxito esperado. La cinta fue dirigida por Rodney Amateau y en ella se mostraban personajes sacados de las estampas a la vida real. Fue catalogada como una de los peores filmes y los críticos la tildaron de repulsiva.

kid-10

YACONIC

YACONIC

Previous post

EL DIABLO EN SU COCINA

Next post

DEMO PUNK: ALTERNATIVA Y RESISTENCIA EN EL MUSEO DEL CHOPO