Por Scarlett Lindero / @scarlettlinde

Imágenes: ivanbrun.tanibis.net

Las relaciones sociales corrompidas por la realidad económica, fruto del capitalismo más salvaje; la pobreza, las drogas, abuso de autoridad, violencia, prostitución, la estupidez de la sociedad sumergida en el gueto digital. Las ilustraciones de Ivan Brun me vienen como aliciente ante la podredumbre humana de nuestros aciagos días.

Primera imagen que me voló la cabeza: una mujer devorando el brazo de su pareja. Él comiéndose unas papas Mc Donald’s, indiferente. El escenario es decadente: hay cuerpos humanos colgados como en matadero. Sí, nos tragamos con ansiedad para consumirnos sin piedad.

ivan-brun-1

Speedball (2008).

Brun nació en 1971 en Lyon, Francia. Durante los noventa fue un artista de la escena underground de su ciudad. Hizo murales, performances y tocó con su banda de hardcore trash, Coche Bomba. Después de publicar algunas historias cortas y dibujar cómics porno, en 2003 colaboró con el escritor Lionel Tran en Otaku. También ha publicado Lieux Communs y Low Life, que recoge historias cortas que creó entre 1996 y 2004.

El francés tiene un gran acervo de ilustraciones, cómics y mangas en su sitio oficial. Las que más me afligieron son las de corte social. Ilustrations diverses (Miscellaneus) es una serie de 49 piezas que componen una verdadera bomba para picar mentes y no dejar indiferente a nadie. Algunos conjuntos de piezas forman historias con una línea de trabajo sutil e ingenua, sobre el panorama despiadado de la humanidad.

ivan-brun-2

No Comment (2008).

Brun comenzó a ilustrar desde principios de los noventa. Su serie de historietas más renombrada ha sido No Comment, que se hizo libro y sobre el cual se ha dicho que es un ejemplar perturbador, efecto que es difícil lograr en una época en que la violencia es un espectáculo acostumbrado. Sobre el ejemplar, Linne Magazine publicó en 2014: “Hay una tensión entre la inocencia del trazo, las figuras humanas con rasgos infantiles o suaves, y el contenido de crueldad e indignidad de las historias.”

En la web no hay mucho sobre el trabajo de Brun, solo el contenido personal de su blog. No se necesita más. Mundos distópicos, guerra, zombies alienados por la tecnología, familias ardiendo en fuego, una nación de puercos, donde otro puerco —el policía— arrea a cientos de marranos con un tolete en mano. Bullying. Sociedades enfermas. Matanzas.

ivan-brun-3

No Comment (2008).

Las ilustraciones de Brun me llevan a las pinturas del pintor degenerado Otto Dix. Aparecieron frente a mí sus personajes decrépitos y funestos, víctimas de la Gran Guerra y sombras lumpen en la Alemania burguesa de la época de Dix. Desgarradoras.

“Pero me parece que el elemento que hace a Ivan Brun una lectura tan interesante es el lenguaje que usan los personajes. Las historias salvajes (…) descritas mediante ese lenguaje cosificado, son un objeto artístico impresionante, un testimonio de la época de barbarie que, más que avisarse, parece ya envolvernos”, agregan en Linne.

ivan-brun-4

War Songs (2010).

En la literatura, como escribió alguna vez Javier Cercas, se escribe “como si uno estuviera a punto de ser ejecutado; o, mejor aún, como si ya hubiese sido ejecutado”. Escribir con las tripas. El arte, al ver ciertas imágenes, como las de Brun, me provoca la misma sensación, un dolor de vísceras.

Después quiero vomitar toda la porquería de la humanidad. ¿No les pasa?

ivan-brun-5

No Comment (2008).

ivan-brun-6

War Songs (2010).

ivan-brun-7

Wars Songs (2010).

ivan-brun-8

War Songs (2010).

ivan-brun-9

War Songs (2010).

ivan-brun-10

Crimen (2010).

Editor Yaconic

Editor Yaconic

Revista de arte y cultura

Previous post

TEPETONGO, MI AMOR DE CLORO, GARNACHAS Y MEADOS

Next post

RICARDO PIGLIA: EL TERRORISTA LITERARIO