Nacido en 1980 en Tokio, Japón, Shohei Otomo se ha caracterizado por ser un artista independiente. Otomo ha pegado fuerte en el terreno de la ilustración con su peculiar técnica: dibujos realizados únicamente con bolígrafo, enmarcados con tinta de color negro y en algunos casos acompañados del color rojo. Papel y tinta llevados a niveles cabrones.

Hijo de Katsuhiro Otomo —creador de Akira, icónico manga de los 80 y 90— Shohei no se dedica a la actividad de su padre; su obsesión es el dibujo. La tradición nipona entrecruzada por la cultura pop. Un recorrido por la ciudad que termina con Otomo fumando un cigarrillo y tomándose una cerveza en su mesa de dibujo, para luego afinar la pluma y escupir su arte.

shohei-3 shohei-4 shohei-1 shohei-2

Sus piezas nos muestran algunas de las figuras niponas por antonomasia, como las geishas y los samuráis, trastocadas por la globalización y el multiculturalismo; piezas empapadas por una sopa de underground delirante; seres sanguinarios que vomitan furia; situaciones de la decadencia y bajos fondos de las urbes cosmopolitas. Un escupitajo al traje del primer mundo.

shohei-5 shohei-6

Shohei Otomo es un cronista visual que nos remite a los dibujos Ralph Steadman, ilustrador inglés conocido por vestir los viajes periodísticos del genial Hunter S. Thompson, padrino del Gonzo durante los 70. Como Ralph, Shohei dibuja de manera brutal, impulsado también por el espíritu del street art (ha realizado piezas a gran escala en espacios públicos).

¿Cuándo fue la última vez que tomaste papel y pluma para dibujar? Nunca será mala idea.

shohei-7 shohei-8 shohei-9 shohei-10

Sigue a Shohei Otomo en sus redes sociales: 

Web oficial  /  Facebook  /  Tumblr  /  YouTube  /  Instagram

 

YACONIC

YACONIC

Previous post

PUBLIC IMAGE LTD.: LA PERSISTENCIA DE LA PROVOCACIÓN

Next post

MILOS RAJKOVIC NO QUIERE UN INTERNET LLENO DE ANIMALITOS ADORABLES