¿Alguna vez han pensado meter en una licuadora Jazz, lo más pasado del Psicodélico de los 70´s mezclado con sinfín aparatos electromusicales, beats modernos y como aderezo, agregamos un buen tanto de cosmos?

THE GASLAMP KILLER 1

Por  Cobrajab

La música de este productor-DJ se puede sintetizar como la explosión de una megabiblioteca musical, si eres de los minuciosos adictos a la música que gustan de escarbar en los sampleos o playlists de los DJ, entonces acabas de encontrar el set del Jardín de las Delicias. William Benjamin Bensussen, aka The Gaslamp Killer, camina desde la Psicodelia nebulosa de África -como la leyenda etíope del Jazz, Mulatu Astake- hasta la turca de los 70´s, pasando por el Funk más endemoniadamente obscuro, todo salido su vastísima colección que supera los 10 mil discos.

Podría dar la sensación de que necesitas ser músico o tremendamente curioso para percibir a fondo, acariciar esos perfectos sampleos de baterías que distinguen su disco Breakthrough, impregnadas del sonido setentero (Keep it simple stupid) o de alguno de sus playlist (It´s a Rocky Road Volume 2) pero no es así, tan sólo hay que dejarse llevar por la mano de este DJ, el cual no encontrarás en un cualquier lugar mezclando la música de “modita” para galanes borrachos. No, acá no hay culto al vacío, acá se tiene que hacer el ejercicio de escuchar y permitir que sus beats vaya tomando tu mente y cuerpo, algo muy poco dado en la música actual, eso que llaman introspección.

Su variedad y buen gusto musical lo ha llevado a colaborar con artistas tan variados como Gonjasufi, Deadelus, Free the Robots, Nocando o Prefuse 73.

Tras producir el disco GNB BNG (2008) de Flying Lotus firmó con el sello que fundó la banda, Brianfeeder, tras su paso por Alpha Pup Records.

THE GASLAMP KILLER m1

DE VUELTA A LA VIDA

Si bien la vida ha sido generosa con The Gaslamp Killer, en julio pasado le jugó una ruda experiencia en donde casi pierde la vida tras accidentarse en moto. Fueron tres horas en las que se debatió entre la vida y la muerte por las severas heridas internas, sin embargo su espíritu venció. Consciente de esta segunda oportunidad las drogas y el alcohol ahora están prohibidos para el californiano, pero eso es un asunto menor pues enfocó su vida a curarse, crear nueva música y solucionar los enormes gastos hospitalarios, por lo que el DJ regresó a los escenario con una doble meta, solventar las deudas y, más importante que nunca, disfrutar la vida.

YACONIC

YACONIC

Previous post

GAO BROTHERS

Next post

“NOCHE DE TRAJE” GIMNASIO DEL ARTE