UNA OBRA BRILLANTEMENTE CONTADA

Un Hombre Ajeno, obra del dramaturgo Alejandro Ricaño (Xalapa, 1983) —considerado uno de los más brillantes dramaturgos de la actual escena del teatro en México— que se presenta en la Sala Chopin de la Ciudad de México desde el 20 de febrero pasado, es una puesta que surge del dolor de la vida; de la sensación de vacío y la imposibilidad de mantener relaciones afectivas en un mundo que corre velozmente, según ha explicado Ricaño. 

Por Yamily Chiquini / @bikini 

Una persona común y corriente que decide compartir cada detalle de su vida, de su porqué.

Podría ser tan sencillo juzgar a cualquiera que decida contar su historia; pero en el fondo es muy probable que nos sintamos identificados con pensamientos e incluso con acciones —que aunque parecen ajenas— son cercanas y más comunes de lo que imaginamos.

Es el caso de un hombre que después de una ruptura amorosa, le cambia la vida. La falta de aceptación lo lleva a estancarse en un sufrimiento que para él simplemente no tiene remedio. El sentir la necesidad de “esa” persona puede ponernos en un dilema de vida, en una reflexión y, también, en un clímax de cambio.

Mientras vives algo que para tus ojos es incomprensible siguen pasando cosas alrededor como… la muerte de tu padre. Algo que sólo es un hilo tenso que decide cortarse en el peor momento.

Un Hombre Ajeno es una obra de teatro brillantemente contada. No sólo porque la historia y el desarrollo del guión te mantienen en suspenso y reflexión, sino que también nos hace disfrutar de nuestro humor negro; del sarcasmo que te saca la carcajada más sincera cuando te identificas con algunos momentos.

Tres actores en escena, una silla y una pared color ocre dan vida a un personaje que somos todos.

Esta puesta es distinta, al principio es difícil distinguir si existe un narrador y actores o si es un monólogo. Al final la dinámica creada por los actores en el escenario es divertida, con un ritmo que no te deja, que te lleva arriba, abajo… Siempre cambiante, que hace que los actores nos muestren su gran talento histriónico. ¿Quiénes son ellos?: José María Yazpik, Osvaldo Benavides y Adrián Vázquez, dirigidos por el dramaturgo Alejandro Ricaño, una persona que sugiero no perder de vista, ya que a sus 30 años ha sido galardonado en distintas ocasiones con premios importantes de literatura en México.

Un Hombre Ajeno es una obra de teatro brillantemente contada.

Del 21 de febrero 2014 al 20 de abril 2014.
Presentandose en la Sala Chopin.
Viernes 20:30 horas, sábados 19:00 y 21:00 horas, domingo 18:00 horas.

YACONIC

YACONIC

Previous post

BAHIDORÁ 2014 / TOQUE DEL PARAÍSO

EL ARTE DE MENTIR
Next post

EUSEBIO RUVALCABA: EL ARTE DE MENTIR