Austero es una banda de rock “sin ningún adjetivo que lo complemente”, originaria de Chihuahua (Chihuahua), formada el año de 2017 por Rafa Ruiz (Guitarra / Voz), Luis Perea (Bajo) y Robi McField (Batería / Piano). La historia de Austero comenzó cuando dos hermanos que nacieron con pasión por la música empezaron este proyecto, y después de encontrar un amigo increíble en su bajista, ahora están listos para salir a tocar música.

Austero lanzó el sencillo “Juventud enferma” el 27 de septiembre, una fina pieza de virtuosismo y ejecución de los instrumentos. Un ejemplo de que la madurez en la música rock sí existe. “Juventud enferma” fue producido por Steve Albini, quien fiera productor de Pixies y Nirvana, y formará parte del LP que verá a la luz en diciembre de este año.

Aquí una entrevista con una banda de nombre ‘Austero’ pero con un sonido sofisticado:

Austero es el adjetivo que califica a algo sencillo, que no tiene adornos innecesarios o superfluos, ¿por qué denominar así a su propia banda?

Realmente, el nombre no se derivó de ahí. Una de las influencias más grandes de Austero es la banda Sparta, fundada por Jim Ward en El Paso, Texas, junto con otros ex–miembros de At The Drive-In después de su separación en 2001. El primer lanzamiento de ellos fue un EP titulado Austere. Quisimos adoptar ese nombre partiendo por el significado personal que tienen esas canciones para nosotros.

Irónicamente, nos dimos cuenta después, que el adjetivo austero definía el sonido de la banda el cual nos dimos cuenta se iba adhiriendo poco a poco al significado de esa palabra conforme íbamos escribiendo nuestras primeras canciones. Tomando esto en cuenta, al ser conscientes de ello, ahora nos gusta pensar que es también el significado de la palabra nos define como agrupación.

¿Cuál es esa música que conecta con ustedes mismos?

La que es honesta consigo misma. Es decir, la que muestra la intención real de quién la interpreta, de esta manera, conectando con la audiencia para brindar un sentimiento de empoderamiento para quien la escucha. No hablamos necesariamente de canciones pesadas, agresivas o ruidosas. Nos referimos a aquella música que a través de su sonido o su letra, crea una experiencia que congenia con las vivencias del momento para crear un recuerdo, ya sea bueno o malo, pero al fin y al cabo, difícil de olvidar.

La prensa los ha definido como: “Rock alternativo con algo de garage rock y riffs fuertes, pero, ¿cómo se puntualizarían personalmente?

Nos gusta pensar que pertenecemos al género de rock, sin un adjetivo que lo complemente, ya que no buscamos ser parte de una vertiente en específico. Por ejemplo, desde nuestro punto de vista, el punk nos ha influenciado más que otros géneros de rock que podrían intuirse al escucharnos. La filosofía del punk, la cual es crear algo con poco, se alinea con lo que mencionabas del significado de la palabra Austero.

Partiendo desde ahí, nos presentamos como banda de rock por las influencias que cada uno de nosotros tiene, que son principalmente agrupaciones que traen consigo guitarras, bajo, batería y piano en su sonido, lo cual es normalmente visto como las bases del rock en su definición más básica.

¿Cuándo fue la primera vez que escucharon a los Melvins?

La primera vez fue alrededor del año 2002. Teníamos en casa un VHS bootleg de Nirvana, en su última gira por Europa en 1994, en la cual los Melvins eran teloneros en la mayoría de las fechas. El metraje incluye una entrevista con ellos en la cual se dan a conocer.

De ahí nació la curiosidad y Robi adquirió su más reciente producción de aquel entonces, titulada Hostile Ambient Takeover, el cuál pasaría a ser de los LP favoritos de Austero con el pasar de los años. Desde ahí, los Melvins se han convertido en una de las influencias más grandes de la banda.

¿Cómo es producir tracks al lado de Joe Cardamone, la mente maestra detrás de The Icarus Line?

Fue una experiencia muy especial a nivel personal, más que nada. Esto a raíz de que éramos ya seguidores de The Icarus Line desde mediados de los 2000s, por lo que el simple hecho de estar en el estudio de Joe en Los Ángeles era un hito importante para nosotros, ya que su música nos brindaba ese empoderamiento del que hablamos anteriormente.

Dentro del tema de la producción, llegamos en un momento en el que Joe ya había producido algunos de sus propios lanzamientos con ‘The Icarus Line’. Él producía, grababa y mezclaba su música, a diferencia de sus primeros discos donde contaba con el apoyo de algún otro productor. Esa experiencia fue la que pudimos apreciar al momento en el que comenzamos a trabajar.

Nos ayudó con estructuras de canciones, melodías y técnicas para lograr un resultado más cercano a la expectativa que teníamos de un EP terminado. Él tiene un acercamiento muy personal y amigable, que a su vez es directo y honesto, diciéndote de frente lo que va o no va a funcionar. Hasta la fecha conservamos una relación de amistad con Joe, que es lo que consideramos lo más valioso de esa experiencia. Estamos muy agradecidos con él.

¿Sigue siendo Pieces (2017) el EP que mejor representa a la banda?

Pieces es un EP qué representa el resultado del trabajo de la banda en su primera etapa. Estábamos encontrando el sonido que se convirtió en la base de la cual seguimos evolucionando hoy en día. Sin embargo, en definitiva, no es el trabajo que mejor representa a la banda en 2019.

Después de este lanzamiento, antes de ir a Electrical Audio, grabamos dos sencillos que fueron el parte aguas en el que empezamos a escribir en español. En Pieces, lanzamos cinco temas que están escritos en inglés, y a pesar de que fue bien recibido en su momento, el cambio a letras en español demostró ser más satisfactorio para nosotros mismos.

¿Por qué el cambio de inglés a español?

Siendo los tres miembros de ‘Austero’ originarios de la ciudad de Chihuahua, tuvimos la influencia cultural de Estados Unidos desde la infancia por estar muy cerca de la frontera. Por ejemplo, películas, juegos de video, programas de televisión y obviamente la música, nos llegaban directo de EUA. De hecho, la gente de Chihuahua en los 80’s y 90’s acostumbraba ir de compras a El Paso, Texas para importar comida, ropa, y entretenimiento.

El idioma inglés estuvo presente en nuestras vidas como algo “normal” o estandarizado desde que éramos niños. Acostumbrados a esto, y a la música en inglés que constantemente escuchábamos, fue un ideal poder escribir música en ese idioma por las bandas que admiramos, que en lo personal hemos tenido en su mayoría, influencias de bandas que escriben en inglés.

Desde el punto de vista literario, escribir en inglés hace más sencillo el incorporar palabras y frases a melodías de una canción. Eventualmente, nos dimos cuenta que no conectábamos de lleno con lo que decíamos en nuestras canciones. Decidimos entonces tomar el reto de comenzar a escribir en español y sentimos de inmediato un nivel más alto de sinergia con nuestras propias letras.

¿Cómo fue su primer encuentro con Steve Albini, productor de Pixies y Nirvana?

A pesar de sentirnos preparados en términos de ejecución musical, la impresión que nos causaba el conocer uno de los estudios de más renombre en Estados Unidos y a Steve principalmente, nos tenía un poco nerviosos. Sin embargo, la mañana del primer día de trabajo en el estudio, Steve llegó y se presentó con nosotros como si fuera un total desconocido. Desde esa postura de humildad, incentivó entonces un ambiente de confianza y conexión desde el primer saludo de mano.

Este sentimiento se extendió durante el tiempo de grabación, lo cual hizo que la sesión de cuatro días fuera eficiente, productiva y fructífera.

¿Cuáles fueron las acotaciones que Steve le hizo a la banda?

Dentro de la idea que llevábamos para grabar, teníamos pensado realizar overdubs, y otras prácticas de producción para conseguir un sonido “grande” y “lleno”. Al ser una grabación analógica, no contábamos con herramientas de post producción avanzadas. Nuestra sorpresa fue que Steve logró cambiar nuestra manera de pensar, y nos ayudó a ver que a veces, menos es más. Hay tracks donde únicamente bastó grabar una pista de guitarra para alcanzar la expectativa que teníamos del sonido anteriormente mencionado.

Durante nuestra sesión, Steve estuvo muy involucrado en el sonido de cada uno de los instrumentos. Hizo recomendaciones desde el kit de batería y su afinación, amplificadores y su ecualización, así como guitarras y bajos. Parecía como si nos conociera como banda y supiera leer la visión que teníamos para nuestras canciones.

Aun así, Steve no se define a sí mismo como un productor. Y es bien sabido que no le gusta que se le acredite como tal. Por lo mismo, no se involucra en la composición, estructura, ni letra de la obra. Él se dedica 100% a encontrar el mejor sonido para tu música.

Se lanzó hoy “Juventud enferma”, un track completamente innovador para el grupo, donde Austero logra sonar en su hábitat natural, con una voz, un estilo y un brillo propio. Háblenos manifiestamente del background creativo de este sencillo.

Lo que buscamos con este álbum, es plasmar exactamente eso: el sonido de la banda en su estado natural. Fue por eso que pensamos en Electrical Audio como el lugar ideal para conseguirlo. Lo que se escucha, es tal cual lo que se grabó. No hay arreglos, ni ediciones. Somos nosotros tres ejecutando en vivo la instrumentalización de la canción directamente a la cinta magnética.

La letra habla de una enfermedad que no tiene cura. No necesariamente mortal, pero que trae consigo un sentimiento de vacío y sin salida para quien la padece. En analogía con esto, sentimos que existimos personas que nos sentimos así, sin necesariamente estar enfermos.

¿Algún adelanto, a manera de exclusiva, del disco que se lanza en diciembre?

El LP cuenta con 10 tracks totales. Son ocho temas y dos interludios instrumentales. Incluido en esto, encontrarán una canción totalmente acústica. Son sólo una guitarra y voz. Es algo que no habíamos intentado antes, pero creemos aporta un balance al sonido global del álbum.

Como dato curioso, la guitarra utilizada para ese tema es una acústica que fue fabricada por un amigo cercano a Steve, la cual le fue obsequiada como pieza única. Usar esa guitarra fue otra de las recomendaciones que nos hizo durante la sesión. 

“La guitarra brillaba mucho y tenía algo de virginal, parecía un elegante aparato venido de otro universo y, mientras intentaba rasguearla, sentía que estaba pasando al territorio de la madurez”, dijo Eric Clapton, ¿será que Austero está dentro de ese territorio también?

Definitivamente fue un paso grande para Austero. Sentimos llegamos a un grado de madurez en muchos sentidos. Más que nada, esto fue un logro personal. Sinceramente, hace un año no imaginábamos poder llegar a colaborar con Steve en Electrical Audio.

La preparación previa a esta experiencia es la que contribuyó a ese sentido de madurez. Llevamos a cabo un proceso de pre-producción de seis meses. En este tiempo, definimos qué canciones son las que meteríamos al LP, ensayamos los temas una y otra vez, grabamos demos para poder conocer mejor esos tracks, y así, estar seguros de lo que queríamos lograr. El resultado fue de gran satisfacción, ya que con esa preparación logramos grabar el álbum en vivo, aprovechando así el tiempo de la sesión y obteniendo un disco terminado en cuatro días de estudio.

Aún no sabemos si musicalmente estamos ya en algún otro nivel. Creemos que eso es subjetivo. Sin embargo, nos dimos cuenta de que todo ese proceso que vivimos nos hace sentir más preparados para lo que sigue.

TE PUEDE INTERESAR

“EL MEXICANO SIGUE PENSANDO EN LA IDEA DE NO HACERSE RESPONSABLE DE SUS ACCIONES” MIRA LA ENTREVISTA CON EL PINTOR DANIEL LEZAMA

NO NOS OBSESIONA SER ORIGINALES: ENTREVISTA A MUERAN HUMANOS

REVELAN ÚNICA ENTREVISTA GRABADA DE BANKSY

ENTREVISTA A MANUEL MONTAÑEZ (“BRAUNI”) DE LA BANDA COLOMBIANA ;LOS MARICAS

POP TOSTADO; ENTREVISTA A MAURA ROSA

Mixar López

Mixar López

Narrador, cronista y periodista musical. Es colaborador de varias revistas y periódicos de México, Estados Unidos y América Latina. Vive en Des Moines, Iowa. Su primer libro de crónicas, Prosopopeya: La voz del encierro, está próximo a ser publicado.

Previous post

TAYHANA: ENCUENTROS FURTIVOS, ENTRE LA TRADICIÓN Y LO MODERNO

Next post

35’S Y 45’S: LA CELEBRACIÓN FOTOGRÁFICA ANALOG TRANSLATION