El cantante argentino Boom Boom Kid que personifica esa máxima de “Hazlo tú mismo” se sentó en una escalera para hablar de los medios de comunicación, el avance de la derecha a nivel mundial y el amor.

Hay que esperar un poco para hablar con él. Porque, después de la avalancha que significó su show, muchos quieren preservarlo más allá del escenario: pidiéndole una foto, un beso o un saludo. Alguna muestra de afecto qué, en otro momento – en un bar con los amigos, en la cita con la pareja o en la tarde enseñando su música a los hijos –, se pueda traducir como: “El Kid me dio un abrazo”.

Carlos Damián o Boom Boom Kid o Nekro o Il Carlo o como se le quiera llamar a este referente ya no solo del punk sino del hacer las cosas que se quieren utilizando recursos propios y sin afectar a terceros, está en la Ciudad de México… de nuevo.

Viene a México seguido pero también va a Guatemala, España o Italia. Se deja ir para conocer y compartir: sus palabras, sus miradas, sus ideas y, sobre todo, su música; esa que te dice que la vida está bien si no te rindes y que los políticos y la gente viven en dos mundos diferentes. Aunque advierte: hay que cuestionarle todo lo que dice.

Boom Boom Kid

Fotos: Facebook de la banda

Hoy está en el Multiforo Alicia y ayer se le vio en el Teatro Metropólitan. Hoy tocó con banda completa, los Bad Hombres, y ayer se montó solo frente a un público que esperaba a Molotov. Así de versátiles son los días del que empezó con una banda llamada Anesthesia, luego fue la voz de Fun People y lo demás se sigue escribiendo.

Entonces, por fin tiene unos minutos libres. Busca un lugar sin tanto ruido –  la escalera del foro que reposa sobre Avenida Cuauhtémoc, en la colonia Roma – y comienza a hablar.

Primero, ¿qué opinión tienes de los medios de comunicación?

Son importantes, los que realmente son medios de comunicación, los que sirven para comunicar a la gente. Los demás, los que no comunican y están para otra cosa, son medios de engaño.

¿Y cómo te proteges del engaño?

Rodeándome con gente que me quiere, siempre con amigos. De esa manera.

¿Cómo sabes cuándo alguien te quiere?

Vibra. Uno no puede estar negándose; uno abre el corazón y a veces se le voltea. Y yo también, a veces lastimo. Soy un ser humano.

Entonces, ¿cuál ha sido el peor dolor de tu corazón?

No me interesa hablar de ese tipo de cosas, eso es algo muy personal.

Pero eres feliz

Yo estoy para eso. Trabajo para ser una persona… no feliz, sino estar bien. La felicidad… también, sí, pero quiero estar en paz.

Carlos, ¿qué tenemos que cuidar como humanidad?

Para mí, todos nosotros; tratarnos de cuidar y respetar. Pero esa es una tarea mía; no es que sea un loco que esté desesperado, no vengo a decir tal y tal. Yo no soy quién para juzgar, simplemente, como dije en el concierto, vengo a preguntar, a conocer, a conocerme, a viajar, estar solo. Cuando estas solo con uno mismo, te conectas.

Fotos: Facebook de la banda

¿Qué fue lo último que te maravilló?

Más que nada, frutas; el agua y manto es muy bueno. Estoy redescubriendo sabores, estoy dedicándome a plantar. En mi familia siempre fuimos muy de comer lo que estaba en la quinta. A eso. Y a descansarme más en la tierra.

Es como tú lugar, la tierra

También este es mi lugar, pero también me saco los zapatos de goma para conectarme con la tierra. Está bien la goma, gracias porque hay muchas personas que tienen las piernas lastimadas y las ayudan, pero también hay que pisar la tierra; más que nada porque cuando uno pisa la tierra, como que lo resetea y ella te va a dar lo que vos necesitas. Ella es muy dadora. Hay que cuidarla para cuando vos te mueras también le dé a otra persona.

¿Y el aire?

Todo, porque el todo brinda todo y hay que cuidarlo.

Y tú voz, ¿la cuidas?

Sí, a mí me cuido muchísimo. Hago lo que puedo y por mí hago todo; si no me cuido yo no voy a poder cuidar a mis plantas, a mis seres queridos. Es mi misión: cuidarme para cuidar. Pero en esa también uno lastima: trato de ser lo más lindo pero a veces no me sale.

¿Qué te gusta de la Ciudad de México?

Está buenísima. Me gusta todo.

¿Algún sitio al que no hayas ido que quieras visitar?

Hoy estábamos hablando de que ya fui pero tocar en Galápagos.

Fotos: Facebook de la banda

¿Y alguno al que no quieras ir?

A la cárcel… a la cárcel mental. Porque uno puede estar tras las rejas pero uno puede viajar con su mente; aunque no pueda escribir ni hablar, no van a joder tu mente. Tú mente siempre va a ser libre por más que te encadenen. Que te maten, igual no te van a poder matar. Viste que acá la justicia siempre está de lado de alguien siniestro muchas veces, no digo que todos pero hay personas que han metido presas por sus ideales, por su forma de amar, pero a esas personas no las van a joder. A un poeta que se expresó no lo van a poder matar físicamente porque él escribió. Es simplemente expresarse y no callarse. Me podrán cortar la lengua, todo, pero yo ya hablé, y voy a seguir haciendo esto. Y, cuando yo me muera, esto, lo que dije e hice, va a seguir. Sigo viviendo. Ya, lamentablemente, no me pueden matar.

¿Tienes algo del diario?

No, a veces pienso en hacer eso pero no. Cuando pienso eso ya me da las ganas de viajar o dormir. Pero sí me escribo algo, porque cuando descanso después me vienen cosas.

¿Por qué el mundo se está volviendo de derecha? Estos movimientos políticos xenófobos que avanzan…

Pero te pregunto, ¿alguna vez fue diferente? ¿Quién es el que manda? ¿Ese monigote que nos ponen en la foto? ¿Vos sabes quién manda en todo el mundo? Hay familias que manejan eso que son las cien caras. A mí me importa saber eso: hay una mano maldita y ahí hay que morder. Entonces, ¿qué opino de eso? Es horrendo, pero quiero saber quiénes son quienes manejan a esos títeres.

De saberlo, ¿qué harías?

Lo que estoy haciendo para mi es una tarea importante: expresándome y salir a buscar, salir a preguntar es algo. Y después, cuando lo sepa, lo vas a saber porque algo voy a hacer; lo voy a comentar, lo voy a compartir porque no estoy acá para hacer una sociedad secreta de sabiduría. Estoy acá para brindar y compartir algo que siento; si es lo correcto o lo correcto, yo no lo sé, pero es lo que yo quiero hacer. Por eso lo que digo hoy: a mí no me tienes que seguir, no te equivoques, yo no vengo acá para que me halagues, yo vengo a expresarme, no vengo a vender nada.

Por último, y parafraseando a Raymond Carver, ¿de qué hablamos cuando hablamos de amor?

Del beso de un padre a su hijo, de una madre a su hijo. A una persona que usted ama. A un ser que usted ama. Cuando se cuidan las plantas, las riegan. Cuando le cantas a alguien que quieres muchos. Y cuando vos te cuidas, porque vos tienes que cuidar a otras personas que quieres; capaz que tienes alguien que está pasando un momento malo y hay que cuidarse para cuidar a quien vos quieres.

TE PUEDE INTERESAR

INHALER: EL PROYECTO MUSICAL DE ELIJAH HEWSON, HIJO DE BONO

NO NOS OBSESIONA SER ORIGINALES: ENTREVISTA A MUERAN HUMANOS

ENTREVISTA A MANUEL MONTAÑEZ (“BRAUNI”) DE LA BANDA COLOMBIANA LOS MARICAS

GAMBEAT: ¿POR QUÉ DARNOS FRONTERAS? LA MÚSICA ES LIBRE

ENTREVISTA: LA ILUSTRACIÓN CURSIANARQUISTA DE CABEZA DE PLÁTANO

Yair Hernandez

Yair Hernandez

Previous post

BLACK MIRROR: 'EL HOMBRE CONTRA EL FUEGO Y EL PODER PUNITIVO'

Next post

MIRA ESTAS EDICIONES DE “EL PRINCIPITO” PARA CONMEMORAR EL ANIVERSARIO LUCTUOSO DE SU CREADOR