Sí, formo parte del grupo de personas que son capaces de crear vínculos mágicos con sus mascotas, por supuesto con ciertos límites, pero así son las cosas. Y cada vez que veo una película que tenga como protagonista cualquier animal, inmediatamente se enciende un foco en mi interior; estoy seguro que habrá miles de cinéfilos que puedan entenderme.

Sin embargo es importante mencionar que existen producciones tramposas, aquellas que utilizan una cruel situación en su argumento para enganchar al espectador y hacerle un nudo en la garganta, obligándolo a sentirse mal; esto me sucedió con la primera entrega de La razón de estar contigo, por fortuna esto cambió rotundamente y su secuela llegó con un mensaje diferente, muchos perros y una entrañable historia de fidelidad y misión de vida entre una chica y su peludo protector.

La cinta está basada en una de las exitosas novelas de W. Bruce Cameron, quien también es uno de los guionistas responsables de la segunda entrega, en la cual el famoso Bailey (voz Josh Gad) recibe una valiosa tarea por parte de su dueño Ethan (Dennis Quaid): hacer hasta lo imposible por cuidar a su nieta CJ (Kathryn Prescott), quien perdió a su padre antes de nacer y vive con una desolada y alcohólica madre.

Por supuesto la esencia creada por Bruce Cameron se mantiene en todo momento: un perro conoce el significado de su existencia y a través de múltiples vidas nos dará una poderosa reflexión acerca del verdadero amor y fidelidad. Sin embargo este no es el sendero principal que recorre la película ya que da paso a una comedia dramática con tonos menos oscuros y más joviales protagonizados principalmente por Kathryn Prescott.

La joven actriz londinense tiene la naturalidad de encarnar un personaje afligido por malas decisiones y necesitado de amor verdadero, abriendo paso al elemento más interesante de la historia: el místico fin de una bondadosa alma, proteger a un ser amado en cada una de sus vidas. Sin duda un romántico y misterioso planteamiento.

Esto decorado de una acaramelada y pintoresca atmósfera cursi, ¿de qué otra manera podría contarse la historia si el público objetivo es toda la familia? Y esto no arruina en absoluto el mensaje de la cinta, inclusive consigue darle un giro fresco a las historias de perros en la pantalla grande gracias al drama juvenil de Prescott; además haber hecho a un lado tantas muertes caninas para obligar al espectador a sentir tristeza fue el mayor acierto de Bruce Cameron y compañía, sin dejar de mencionar los graciosos pensamientos que un perro podría tener.

La razón de estar contigo: Un nuevo viaje es una atractiva propuesta fílmica para disfrutar en familia, su libreto se encarga de mantener un mensaje positivo sobre el amor, la felicidad y el goce de la vida misma; además vuelve a poner uno de los temas modernos más importantes sobre la mesa: el respeto y cuidado de los animales, sin importar su raza, todos tendrían que ser tratados dignamente y amados sin ataduras. Un gran mensaje para reflexionar con los más pequeños de la familia.


Título: La razón de estar contigo: Un nuevo viaje

Año: 2019

Dirección: Gail Mancuso

Guión: W. Bruce Cameron, Maya Forbes

Género: Aventura, drama, comedia

Estreno en México: 17 de mayo


TE PUEDE INTERESAR

IMÁGENES: ARCHIDIRECTORES, EL ESTILO DE LOS MÁS GRANDES CINEASTAS EN LA ARQUITECTURA

TODO SOBRE LA SALA DE CINE GRATUITA DENTRO DEL METRO DE LA CDMX

SOLO CONTRA TODOS: EL CINE DE GASPAR NOÉ

INSCRÍBETE A EL CURSO DE CINE EN LÍNEA DE DAVID LYNCH

RYSZARD KAPUSCINSKI LLEGA AL CINE EN UN DÍA MÁS CON VIDA

Uriel Linares García

Uriel Linares García

Periodista y fotógrafo en la fuente de cine de @ControlTotalMex y crítico cinematográfico en @Yaconic.

Previous post

DENLOC: AMOR, RELACIONES FALLIDAS Y POP DEL MÁS FINO

Next post

JOHN WICK 3: PARABELLUM, ACCIÓN INFINITA TAL Y COMO LO SOÑASTE