Cargando ...
«TENEMOS QUE HABLAR DE KEVIN»: EL COLOR DE UN THRILLER PSICOLÓGICO
CINE

«TENEMOS QUE HABLAR DE KEVIN»: EL COLOR DE UN THRILLER PSICOLÓGICO

Tenemos que hablar de Kevin, es una cinta que nos da un claro ejemplo del papel tan importante que juega la psicología del color en el cine. Normalmente vivimos entre los colores sin darles tanta importancia, sin embargo la luz que se desprende de cada uno influyen mucho en nuestro estado de ánimo, nuestro apetito e incluso nuestros sentimientos. Por ello esta disciplina de la psicología, se enfoca a analizar el efecto del color en la percepción y la conducta humana.

Una película estadounidense fue adaptada y dirigida por Lynne Ramsay en 2012, sobre la novela homónima de la autora estadounidense Lionel Shriver. La trama gira en torno a la dificultad que sufre una mujer para criar a su primer hijo así como su lucha constante con las consecuencias de un terrible acto cometido por el joven. Kevin, es el hijo de los protagonistas, interpretados por Tilda Swinton y John C. Reilly; y el niño problemático es encarnado por Ezra Miller.

LOS PUNTOS DE ORO Y LA COMPOSICIÓN EN GRANDES CLÁSICOS DEL CINE

A través de este filme se cuestiona esa inocencia que se supone toda persona tiene, sobre todo los niños pequeños. Se deja en claro que muchas veces no son las influencias externas, educación, falta de cariño o comprensión, hay personas que pueden ser malas por naturaleza o que desafortunadamente ya sufren de trastornos desde su nacimiento.

GRANDES INSPIRACIONES Y CONSEJOS DE CINEASTAS FAMOSOS PARA PRINCIPIANTES

El color rojo y azul

Yendo por pasos, nos enfocamos primero en el color azul. Es un color frío y forma parte de los llamados colores psicológicos primarios, su significado varía de acuerdo al ámbito y de acuerdo a sus tonalidades. En términos generales, el azul representa estabilidad, inmortalidad, poder, anhelo o melancolía, y se utiliza principalmente para contrastar distintos puntos de la historia. En la película lo vemos principalmente en las situaciones tristes.

CINCO PELÍCULAS REPRESENTATIVAS DEL CINE DE ARTE

El rojo es el color más destacado del círculo cromático y encierra mucho simbolismo. Se considera el más visceral de todos; el rojo también tiene un significado psicológico y puede llegar a modular nuestra conducta. En la cinta lo que representa principalmente es la violencia y el peligro que supone Kevin. Así mismo remite totalmente a la sangre, con todas las connotaciones negativas; lo que refuerza el comportamiento violento, el odio, la agresividad, la falta de control, el exceso y el peligro.

Por otro lado la banda sonora que fue utilizada en Tenemos que hablar de Kevin, es un elemento sumamente importante. Entonces la psicología del color aplicada con la música vuelve aún mas poderoso el efecto de esta cinta. Así que la próxima vez que la veas, mira con atención cada escena e intenta percibir la luz, los colores y concéntrate en lo que te hace sentir.

AGREGA A TU LISTA CINÉFILA, ESTAS 5 IMPERDIBLES PELÍCULAS RUSAS Y SOVIÉTICAS

Cinthia Flores

Fotógrafa y reportera.