Cargando ...
LOS TÍTULOS PORNO COMO MANUAL DEL PERFECTO MACHO
SEXO

LOS TÍTULOS PORNO COMO MANUAL DEL PERFECTO MACHO

Todos los días las mujeres se enfrentan a una serie de violencias sexuales que hemos pasado por alto, creyendo naturales, sin embargo, hoy más que nunca, debemos detenernos y recapitular qué nos ha llevado a naturalizar prácticas tan denigrantes.

Los títulos de vídeos porno son una muestra clara y cercana a lo que me refiero. José Luis Pardo, lingüista español señalo alguna vez: “No es lo que dice, sino lo que quiere decir” y así, trate de ir más allá de lo que el título informa y el eufemismo en la realidad de los abusos sexuales, el hostigamiento y demás prácticas violentas contra las mujeres.

Aquí algunos títulos de vídeos porno que incitan y naturalizan las diversas violencias

  • Mi amiga llega borracha y se la meto

¿Te das cuenta? El sexo sin consentimiento es una violación. Cualquier acto sexual debe contar con el consentimiento previo de ambas personas, no sólo de una. Además, se naturaliza el hecho de que una mujer por estar borracha, se atiene a que pueda ser violada sin consecuencia alguna. En México es común escuchar casos de mujeres violadas, y re-victimización generalmente cae en su estado de ebriedad o su forma de vestir, nunca por responsabilidad del violador.

  • Me pide un aumento y me la llevo al hotel

En México, también hemos naturalizado el hecho de que si una mujer triunfa, es porque se acostó con alguien más, que es imposible que por sus propios medios y méritos, alcance puestos importantes en su área profesional. Además, damos por hecho que las mujeres pueden “venderse” (como si fuera mercancía) por un aumento de salario o mejores puestos y que además, los jefes en turno pueden pedir favores sexuales a cambio de esos ascensos. En México, el #Metoo ha señalado y denunciado muchos casos por parte de jefes o encargados en áreas laborales y a pesar de existir marcos legales para su denuncia, pocas veces se procede de manera asertiva por parte de las instituciones, quienes fomentan una violencia institucional de la cual hablaremos en otro momento.

  • Putita se masturba

Aquí más claro ni el agua, pues nos dan a entender que cualquier mujer que disfrute de su sexualidad libremente es una puta. En todo caso para la lógica machista, puta si coge y puta si no coge. Nombre, unos genios.

  • Vídeo de WhatsApp de mi exnovia

Otra práctica que también hemos naturalizado es la de pasar el “pack”, que son vídeos de contenido sexual que originalmente se compartieron entre parejas y terminaron siendo expuestos de manera pública cuando fue compartido en un contexto privado. El llamado sexting ha sido también una forma de denigración y vulnerabilidad a las mujeres al compartir contenido privado. Enviar nudes puede ser una práctica interesante y divertida para muchas parejas, siempre y cuando lleve a cabo con responsabilidad, seguridad y confianza. Y tú, vato, no seas cabrón, no compartas material privado.

  • Nalguitas en el metro

Aquí cobra sentido el vagón exclusivo para mujeres ¿No? En México, el metro es uno de los espacios menos seguro para las chicas, pues se tienen que enfrentar al acoso todos los días. Si no fuera poco con las palabras y las miradas, ahora ser grabadas directamente o por debajo de sus faldas se ha convertido en tendencia en sitios de pornografía que no solo atenta contra su persona e identidad, sino contra su seguridad, pues no olvidemos la ola de secuestros y feminicidios a los que nos enfrentamos todos los días en nuestro país.  Una práctica como todas las demás que requieren atención y marcos para su denuncia.

  • Grabo a mi hermana en la ducha mientras mis papás no están

Uno de los títulos que más me llamaron la atención. Ya sé, habrá quien me diga que son títulos para llamar la atención, pero, si hay alguien a quien le llame o excite la idea de un título así, algo anda mal. En México la mayoría de los abusos sexuales a niños vienen de familiares o personas cercanos viviendo en casa. El 60% de los abusos son en casa o de familiares, es decir 8 de cada 10 ocurren en espacios de protección, así lo menciona la Red por los Derechos de los Niños en México.

  • No quería y terminó pidiendo más

No es no, desde el principio. No importa si ya están en el hotel desnudos, si fueron a cenar previamente o si ella se ha parecido estar de acuerdo, en el momento en que ella dice no, no hay nada que negociar. Sin embargo estos vídeos nos incitan a insistir, intimidar y conseguir lo que se quiere a bajo cualquier costo, generalmente, terminando en una violación. NO ES NO.

En conclusión, el porno ya trae consigo una carga sexual que raya en la ficción. Cero empatías, cero consensos y mucha mucha manipulación.  Debemos estar alerta de lo que consumimos, como lo normalizamos, y de qué forma ejercemos nuestra sexualidad y emociones. Por otro lado, se consiente de lo que ves y en caso de que reconozcas agravios contra las libertades y dignidad de las mujeres, denuncia el vídeo o página de dicho contenido.

TE PUEDE INTERESAR

LUNA BELLA REGALA CONDONES Y LAS CHICAS TRANS INTIMIDAN: EXPO SEXO

EXPO SEXO Y EROTISMO 2018: UNA TARDE DE FANTASÍAS DE $100 POR FOTO

¡SÁCALA A BAILAR! NOCHE DE SEXO Y REGGAETÓN

DROGAS, BRUJERÍA Y SEXO: CRÓNICAS TINDEREANAS

LOVE, LOVE, LOVE: ¿POR QUÉ BUSCAMOS TENER SEXO?

Ángel Armenta López

Ángel Armenta López

Estudios en la academia de Arte y Patrimonio cultural en la Universidad Autónoma de la Ciudad de México. Especialización en gestión de la música. Periodista cultural y director en el Festival Heterodoxias. Ponente nacional e internacional en temas relacionados a la música, la gestión y la cultura pop.