Cargando ...
¿Cuál es el idioma de los sordos?
SALUD

¿Cuál es el idioma de los sordos?

Existe una duda recurrente en la personas que tenemos las fortuna de contar con nuestros cinco sentidos: si una persona nace sin poder escuchar ¿en qué idioma piensa?, ¿cuál es el idioma de los sordos?

Las personas aprendemos nuestra lengua materna normalmente a través del oído. Es decir, escuchamos palabras y poco a poco vamos asociando el sonido con el objeto o concepto. Esto hace que si naces en un país de habla hispana el fonema «ma» repetido lo asociarás a tu mamá. Pero si naces en un país donde el idioma es el inglés serán los fonemas «mo» y «ther» los que relacionarás con tu progenitora.

Sin embargo, para una persona que nace sin la capacidad de escuchar, la historia es distinta.

LOS CIEGOS Y EL CINE

Idioma gestual

El lenguaje de señas es una forma de idioma gestual. Esto quiere decir que se maneja de forma separada a los idiomas orales y que tiene su propia historia. Por ejemplo, si naces en México y no puedes oír, tendrás que aprender el lenguaje de señas lenguas LSE que por sus siglas significa: lengua de signos española.

Esto quiere decir que cada región cuenta con su propio idioma de señas por lo que si juntaras a personas de Japón, Estados Unidos, Francia y España necesitarías un traductor para que pudieran entenderse.

Conclusión, una persona que nació sorda, piensa en un idioma pero no es el mismo que aquellos que podemos escuchar. Sin embargo, tampoco se trata de un lenguaje universal por lo que al igual que los anglos y los hispanos que usamos un lenguaje sonoro, aquellos que carecen de capacidades auditivas necesitarían un traductor para poder comunicarse de manera efectiva. De hecho existen más de 100 tipos de lenguas para sordos así que no habrá mucha diferencia entre aquellos que pueden y los que no pueden escuchar.

Para más información puedes visitar la página de Cultura-Sorda.

Foto del avatar

Ruy Martínez

Músico de profesión; periodista de oficio. Reportero en Indie Rocks! y donde se me invite. Lector activo. Amante de el cigarro y la buena (y mala) cerveza.